lunes, 30 de agosto de 2010

05/09/2010 - 23º domingo del Tiempo ordinario (C)

Inicio ..... Ciclo A ..... Ciclo B ..... Ciclo C ..... Euskera

Lecturas y Evangelio del domingo

05 de septiembre de 2010

23º domingo Tiempo ordinario (C)

Para leer la lectura y Evangelio del domingo haz "clic" sobre el título del domingo, o "cliclea" sobre Ciclo C en el menu superior.

PRIMERA LECTURA

¿Quién comprende lo que Dios quiere?

Lectura del libro de la Sabiduría 9,13-18

El Espíritu Santo da a conocer los designios de Dios, no de forma especulativa, sino en la experiencia de la fe y de la vida. Esta certeza impide al creyente ceder al pesimismo y la desilusión inspirados en la sabiduría humana.

SALMO

Salmo 89, 3-4. 5-6. 12-13. 14 y 17

R.
Señor, tú has sido nuestro refugio de generación en generación.

El pensamiento del hombre es vacilante y su espíritu torpe. Sólo el corazón habitado por el Espíritu penetra en la verdadera sabiduría.

SEGUNDA LECTURA

No como esclavo sino como hermano querido.

Lectura de la carta del apóstol san Pablo a Filemón 9b-10. 12-17

La fidelidad al Evangelio puede exigir en muchos casos que se hagan cosas poco razonables desde el punto de vista de la sabiduría humana.

EVANGELIO

El que no renuncia a todo, no puede ser discípulo mío.

Lectura del santo evangelio según san Lucas 14,25-33

A medida que se avanza en el seguimiento de Cristo se va mostrando cada vez más el valor de esta opción y la importancia de las fuerzas que hay que desplegar para librar victoriosamente el combate. Pero no es una razón para renunciar. Es necesario reiterar constantemente, cada vez con mayor conocimiento de causa, la opción inicial por Cristo, a quien nada se puede anteponer.


Locations of visitors to this page

lunes, 23 de agosto de 2010

29/08/2010 - 22º domingo del Tiempo ordinario (C)

Inicio ..... Ciclo A ..... Ciclo B ..... Ciclo C ..... Euskera

Lecturas y Evangelio del domingo

29 de agosto de 2010

22º domingo Tiempo ordinario (C)

Para leer la lectura y Evangelio del domingo haz "clic" sobre el título del domingo, o "cliclea" sobre Ciclo C en el menu superior.

PRIMERA LECTURA

Hazte pequeño y alcanzarás el favor de Dios.

Lectura del libro del Eclesiástico 3,17-18. 20. 28-29

Máximas de un maestro de sabiduría, más venerado y digno de ser escuchado porque habla como un padre a su hijo.

SALMO

Salmo 67, 4-5ac. 6-7ab. 10-11

R.
Has preparado, Señor, tu casa a los desvalidos.

Dios está cerca de los justos, de los humildes, de los cautivos, de los débiles. Los levanta, los libera, los sostiene y los enriquece.

SEGUNDA LECTURA

Os habéis acercado a Sión, ciudad del Dios vivo.

Lectura de la carta a los Hebreos 12,18-19. 22-24a

En el Sinaí, Dios manifestó su poder. En Jesús se revela en la humanidad. Por él los creyentes de hoy y de todos los tiempos entren en comunión con todos los que están ya con él en la ciudad del Dios vivo.

EVANGELIO

Todo el que se enaltece será humillado; y el que se humilla será enaltecido.

Lectura del santo evangelio según san Lucas 14,1. 7-14

No querer destacar, dar con un corazón generoso y desinteresado. Enunciadas en el marco y con ocasión de un banquete, estas enseñanzas tienen largo alcance. Conviene recordarlas especialmente cuando se celebra la eucaristía.


Locations of visitors to this page

lunes, 16 de agosto de 2010

22/08/2010 - Urteko 21. igandea (C)

Inicio ..... Ciclo A ..... Ciclo B ..... Ciclo C ..... Euskera

Lecturas y Evangelio del domingo

22 de agosto de 2010

21º domingo Tiempo ordinario (C)

Para leer la lectura y Evangelio del domingo haz "clic" sobre el título del domingo, o "cliclea" sobre Ciclo C en el menu superior.

PRIMERA LECTURA

De entre todas las naciones traerán a todos vuestros hermanos.

Lectura del libro del profeta Isaías 66,18-21

Dios “viene” para reunir a todos los hombres de la tierra. La reunión en un solo pueblo de los que ya lo conocen es la primera etapa y la prenda del cumplimiento de este plan. Dios quiere que su pueblo colabore en él, no solo mostrándose acogedor con “los que están lejos”, sino incluso yendo hacia ellos. La fe en la universalidad de la salvación, el espíritu ecuménico y el celo misionero van de la mano.

SALMO

Salmo 116, 1. 2

R.
Id al mundo entero y proclamad el Evangelio.

Que todos los pueblos se reúnan cantando en torno al Dios fiel, cuya misericordia no tiene límites.

SEGUNDA LECTURA

El Señor reprende a los que ama.

Lectura de la carta a los Hebreos 12,5-7. 11-13

Dios actúa siempre como padre que ama a sus hijos. Solo quiere su bien, y nunca los somete a pruebas inútiles. Las dificultades que encuentran en el camino por el que marchan siguiendo los pasos de Cristo deben entenderse y asumirse como una llamada a la superación, a alcanzar una vida más “honrada”, a adquirir nuevo vigor, a caminar con más alegría “por una senda llana”.

EVANGELIO

Vendrán de Oriente y Occidente, y se sentarán a la mesa en el Reino de Dios.

Lectura del santo evangelio según san Lucas 13,22-30

¿El número de los elegidos? Una sola cosa debe preocuparnos: formar parte de él. Imaginarse que pueda haber cualquier tipo de reserva o título que conlleve derechos en este sentido conduce fatalmente al fracaso. La puerta estará abierta sólo para los que hayan vivido como verdaderos discípulos del Señor. Contra toda expectativa, algunos tendrán parte en el banquete del Reino, mientras otros se quedarán a la puerta. Habrá, pues, sorpresas. Bien entendida, esta severa advertencia es una exhortación a obrar bien con decisión y a convertirse cuando todavía se está a tiempo.

Locations of visitors to this page

lunes, 9 de agosto de 2010

15/08/2010 - La Asunción de la Virgen María (C)

Inicio ..... Ciclo A ..... Ciclo B ..... Ciclo C ..... Euskera

Lecturas y Evangelio del domingo

15 de agosto de 2010

La Asunción de la Virgen María (C)

Para leer la lectura y Evangelio del domingo haz "clic" sobre el título del domingo, o "cliclea" sobre Ciclo C en el menu superior.

PRIMERA LECTURA

Una mujer vestida de sol, la luna por pedestal

Lectura del libro del Apocalipsis 11,19a; 12,1. 3-6a. 10ab

Dos imágines se superponen en esta visión. Por una parte, la de la mujer que da a luz, con miedo y con dolor; a un niño amenazado por el poder extraordinario de un terrible dragón. Se refiere a la Iglesia, cuyos hijos han de temer siempre los asaltos del Enemigo, que busca su perdición. Por otra parte, la de la mujer madre del pastor que preserva a los suyos de todo peligro. Se refiere entonces a María, sobre quien el mal no hizo mella alguna y que trajo al mundo al Salvador. Pero las dos visiones misteriosas se funden y difuminan para dejar paso a la gloria de Dios y de su Cristo, hacia quien se eleva una vibrante acción de gracias.

SALMO

Salmo 44, 10bc. 11-12ab. 16

R.
De pie a tu derecha está la reina,
enjoyada con oro de Ofir
.

Poema para la entrada de María en el palacio de su Señor.

SEGUNDA LECTURA

Primero Cristo, como primicia; después todos los que son de Cristo.

Lectura de la primera carta del apóstol san Pablo a los Corintios 15,20-27a

Cada uno en el lugar que le corresponda, todos resucitarán, porque Cristo, cabeza de la humanidad nueva, y resucitado de entre los muertos, abrió el camino de la vida que no se acaba. Lo que hoy es objeto de fe y esperanza aparecerá un día a plena luz.

EVANGELIO

¿Quién soy yo para que me visite la madre de mi Señor?

Lectura del santo evangelio según san Lucas 1,39-56

No hay nada de anecdótico en el relato del encuentro de María con su prima, de quienes, no obstante, se dice que permanecieron juntas “unos tres meses”. Tampoco el evangelista hace ningún comentario. Basta el saludo que Isabel dirige a la Madre de Dios y el cántico que se eleva del corazón de la humilde esclava del Señor. Todas las generaciones felicitan a María, la proclaman bendita entre las mujeres, y nunca se cansan de dirigirse a ella pidiéndole que permanezca cerca de ellos y que interceda ante su Hijo por los pecadores, acordándose de su misericordia. La Iglesia puede entonar también su “magnificat”, dando gracias por las “obras grandes” que el Espíritu Santo no cesa de realizar a favor de los creyentes.


Locations of visitors to this page

lunes, 2 de agosto de 2010

08/08/2010 - 19º domingo del Tiempo ordinario (C)

Inicio ..... Ciclo A ..... Ciclo B ..... Ciclo C ..... Euskera

Lecturas y Evangelio del domingo

8 de agosto de 2010

19º domingo del Tiempo ordinario (C)

Para leer la lectura y Evangelio del domingo haz "clic" sobre el título del domingo, o "cliclea" sobre Ciclo C en el menu superior.

PRIMERA LECTURA

Castigaste a los enemigos y nos honraste

Lectura del libro de la Sabiduría 18,6-9

El autor del libro de la Sabiduría escribe en el siglo I antes de Cristo. Ve la noche de la primera Pascua como una vigilia litúrgica celebrada en la espera confiada y gozosa de la realización de las promesas divinas. A los descendientes de los justos de los tiempos pasados se les asegura que experimentarán una liberación semejante al término de la vigilia actual.

SALMO

Salmo 32, 1 y 12. 18-19. 20 y 22

R.
Dichoso el pueblo a quien Dios escogió como heredad.

Los cantos de alabanza de los antepasados siguen resonando en la Iglesia, pueblo de Dios nacido de la Pascua de Cristo.

SEGUNDA LECTURA

Esperaba la ciudad, cuyo arquitecto y constructor iba a ser Dios.

Lectura de la carta a los Hebreos 11,1-2. 8-19

La esperanza tiene como fundamento la palabra de Dios, que hace, y seguirá haciendo, realidad lo que se dice. Por eso la fe logra que sea ya realidad la posesión de lo que se espera. Entre todos los antepasados que se nos presentan como modelos de fe. Abrahán ocupa, sin duda, el primer lugar. Tres episodios capitales de su historia dan testimonio de su inquebrantable confianza en las promesas de Dios.

EVANGELIO

Estad preparados.

Lectura del santo evangelio según san Lucas 12,32-48

Los que tienen la certeza de poseer ya el Reino, que sin embargo siguen siendo objeto de esperanza, se atreven a despojarse de sus bienes, con la mirada fija en las realidades futuras. Velan constantemente a la espera del Señor, de Cristo, para que su vuelta repentina no los encuentre desprevenidos. Dichosos los que hayan preparado su venida sin desfallecer, ayudando a los otros a permanecer en vela. Los negligentes serán castigados. En cuanto a los “administradores”, los responsables de las comunidades, ¡Hay de ellos sin se muestran indignos de la confianza del Señor!


Locations of visitors to this page